Skip to content

Angel de la guardaÁngel de mi Guarda, llévame a un andar más íntimo contigo y con Dios.

Ángel de mi Guarda, ayúdame a reservar un tiempo cada día para encontrarme a solas contigo.

Mientras vengo ante ti, enséñame a orar como tú quieres que lo haga. Ayúdame a aprender más de ti.

Señor, tú has dicho: «Si alguno tiene sed, venga a mí y beba». Tengo sed de ti, pues sin ti estoy en el desierto.

Vengo a ti en este día y bebo en abundancia de tu Espíritu.

Sé que estas en todas partes, pero también sé que hay manifestaciones más profundas de tu presencia que anhelo experimentar.

Llévame más cerca de ti para que pueda habitar en tu presencia como nunca antes.
Amén.

¿Necesitas ayuda? Habla conmigo!
Iniciar una Conversación
¡Hola! Haga clic en uno de nuestros miembros a continuación para chatear en WhatsApp
Normalmente respondemos en pocos minutos